¿Te muestras como eres o tienes mácaras en tu día a día?

02.07.2019

En el hemisferio norte es verano, y en estos días hemos pasado en España una fuerte ola de calor proveniente de África. Lógicamente, ante tanto calor, la gente comienza a vestir con menos cantidad de ropa y busca la posibilidad de estar en lugares fresquitos donde el calor no le agobien. Eliminamos capas de ropa en nuestra vestimenta para estar más cómod@s y fresc@s. Hoy voy a escribir sobre la importancia de quitarse capas de falsa #protección

Ayer veía a un hombre que desde nuestra infancia somos amigos. He de reconocer que en un principio como niño no me gustaba, hasta que un amigo en común nos unió, y en realidad llegué a apreciarle. Ambos estuvimos en nuestras respectivas bodas y en la de algún que otro amigo en común, pero hace tiempo que esa intimidad se ha perdido, más allá de un simple saludo y lo que yo entindo como actuaciones políticamente correctas.
Todos tenemos #miedos, y en especial uno de los que más aprecio en el día a día como terapeuta es el miedo a ser vistos sin máscaras, es decir, miedo a mostrarnos con debilidades e imperfecciones, porque quien hace ésto en esta sociedad, y en especial en el terreno laboral, puede llegar a ser como un cordero entre una gran manada de lobos.
Entiendo y comprendo a mi amigo. Entiendo y comprendo que rehuya mi presencia, puesto que no es la primera vez que al hablar le he preguntado que fue del chico que conocí: alegre, liberado e incluso caradura. Y es que claro el tener un puesto en un banco, donde si, por supuesto que se ha forjado un nombre respetable y le aporta una buena economía personal y familiar, pero le ha hecho ir perdiendo soltura y expontaneidad para poder mostrarse como realmente es en su interior.

Todo en la vida es evolución. Todo en la vida es mutable y mejorable. Pero si nos damos cuenta, a veces renunciamos a ser nosotros mismos por ser aceptados dentro de una sociedad donde se imponen unos patrones de conducta determinados y donde se nos aleja de roles que no son aceptados en determinados lugares de la sociedad. Por supuesto que es impensable que un gran Director Financiero esté en medio de una importante reunión de negocios en traje de baño ¿a qué si? De la misma manera, hay otros muchos roles que la sociedad nos impone y que adoptamos en esos estamentos para poder sobrevivir. Y si, utilizo la palabra sobrevivir, porque realmente nos aleja de la verdadera #vida, esa en la que nos mostramos sin miramientos y sin mácaras. Esa donde más allá de las circunstancias somos fieles a quien de verdad somos, porque al final, si actuamos de otra forma, estamos tirando piedras contra nuestro propio tejado, contra nosotros mismos.

El otro día me escribía una mujer que expresaba su frustaración personal más allá de tener todo económicamente resuelto, ya que ella hacía todo lo que le era posible por otras personas pero estaba muy triste. Y es que si nos fijamos en casos famosos como Michael Jackson, Whitney Houston, George Michael, y otros muchos famosos, cuando en su soledad, sin capas de protección se muestran a si mismos, se dan cuenta de que solo son una simple fachada, donde la gente ve lo que lo que desea ver, pero donde su verdadera personalidad, sus verdaderos sentimientos de soledad   por no poder ser ellos mism@s, les hace deseperar.